Entre el viejo y el nuevo ciclo político: elecciones en Chile 1

Eduardo Alvarado E.

Las elecciones de representantes políticos parecen no ser más que un cumulo de datos útiles para la distribución de escaños, poder y egos entre las élites políticas. No obstante éstos son algo más. También permiten diagnosticar y proyectar el estado de salud de un sistema político. Y sus consecuencias son las que cobran relevancia en cada etapa histórica de un país, sobre todo en lo que respecta a la legitimidad de su modelo de representación y su mayor o menor correspondencia con las mayorías sociales. La movilización del electorado, sus preferencias y la distribución final de cargos, en esta última elección, otorgan la mejor radiografía del anterior y el presente ciclo político chileno.

Para analizar el último proceso electoral en Chile hay que partir señalando que estas elecciones presidenciales y parlamentarias han sido las primeras en que se mide la legitimidad representativa del sistema político a través del mecanismo de Más…

El tablero político en Chile después de las primarias 2

OPINIÓN: Desde que se inició el proceso de primarias en Chile, el debate público no parece haber cambiado el eje del comentario insustancial, la retórica y el abuso del lugar común. La convocatoria a la ciudadanía parece ser la de siempre –salvo algún caso en particular–: dirimir la competencia de poder entre las élites dirigentes de los últimos 30 años y el resultado final, más allá de los candidatos ganadores, no será más que la desilusión de los de siempre.eduardo

Eduardo Alvarado Espina

Las primarias

El sistema político chileno, con la intención de innovar, incorporó a su modelo institucional de resolución de conflictos las primarias legales como procedimiento obligado, para todos aquellos candidatos presidenciales que buscaban convertirse en el candidato o la candidata única de las dos coaliciones políticas que han gobernado Chile los últimos 23 años. Aún así, este mecanismo no se consideró para la elección de los candidatos al Congreso, que es donde realmente se miden los partidos, con la salvedad de algunos distritos en que la Nueva Mayoría las realizará para designar a sus Más…

Se busca modelo de integración regional. ¿Unión Europea o Unasur? 2

Desde hace más de dos décadas, las formas de integración regional en el mundo han tenido su icono referencial en el funcionamiento del proceso transnacional que profundizó Europa con su Comunidad Económica. Este modelo ha tenido especial interés en el debate político y académico en Latinoamérica, aunque ha sido el punto de vista económico el nudo que ha facilitado ¿o no? el debate real sobre una comunidad sin fronteras.

Eduardo Alvarado Espina

latinobarometro

Imagen artículo de Latinobarómetro

Los antecedentes: un asunto meramente comercial

Desde un comienzo, la integración en Europa tuvo una perspectiva más económica que política y/o social. El surgimiento de la Comunidad Europea del Carbón y el Acero [1] (CECA) a mediados del siglo pasado –primer antecedente de la actual Unión Europea (UE)– es consecuencia directa de un plan de recuperación económica para los seis países fundadores –Alemania Occidental, Países Bajos, Francia, Italia, Bélgica y Luxemburgo– que buscaron ampliar sus exportaciones e importaciones industriales, en una Europa que aún se relamía las heridas dejadas por la Segunda Guerra Mundial. Más…

La ampliación de la UE: un proceso centro-periferia 2

Después de las dos últimas crisis económicas que han sacudido (y siguen haciéndolo) el orden político-social de los países europeos y de los frustrados intentos de implementar un orden institucional vinculante -como la constitución europea-a los Estados miembros de la Unión, resulta menester analizar el camino que ha seguido la cuestionada troika y los Estados miembros de la UE en la construcción de un modelo desigual de integración política, económica y social, al  adherirse al imaginario globalizante neoliberal.

Eduardo Alvarado Espina 

UE2

Logotipo de la Unión Europea.
Fuente: http://www.ue.org

“La Unión fomentará la cohesión económica, social y territorial y la solidaridad entre los Estados miembros” [1].

Para alcanzar la membrecía oficial del club europeo de los 27, se establecen algunos requisitos previos que cada candidato debe cumplir. Estos criterios específicos, que son políticos, jurídicos y económicos, se enmarcan en la teoría modernizadora occidental o, como también la denominan algunos autores, de democracia de mercado[2], propios del sistema-mundo capitalista. Más…